BENAMAHOMA, CONQUISTA LOS CORAZONES

El rito de la inmersión en Benamahoma, como se contempla en el libro “Bajo la Peña”, se expresa la abolición de la historia porque en el agua todo se “disuelve”; toda “forma” se descompone.
En casi todas las religiones y culturas, el agua posee un doble significado: es fuente de vida y medio de purificación, Benamahoma no es una excepción. En su manantial, lugar en donde se da el triunfo del bien sobre el mal (rendición de los moros a los cristianos), la visión del agua como elemento creador de la Vida, nos remite a esa bolsa uterina en la que fuimos gestados. En la Sierra gaditana, las aguas poseen virtud de purificación, de regeneración y de renacimiento.